PEQUEÑO APUNTE DEL DÍA

UN IDEÓLOGO Y UN ENEMIGO: MONSEÑOR BRESSANELLI (y notas sobre su ladero)

El obispo de Neuquén Virgilio Bressanelli rindió homenaje a la memoria de uno de sus antecesores, el  tristemente célebre Jaime De Nevares, y dijo:

No podemos nunca equiparar el terrorismo de Estado con el delito guerrillero. Aun rechazando con firmeza a ambos, los crímenes del terrorismo de Estado son de una gravedad mayúscula ya que fueron cometidos usando el aparato del Estado por quienes debían ineludiblemente cuidar la vida, el derecho y el bien de los ciudadanos”, diferenció.

“… dichos crímenes merecen una pena congrua y ejemplar. Considero, por eso, que la aplicación reciente del beneficio del 2 x 1 aquí no cabe”,

http://www.aica.org/28684-mons-bressanelli-ratifico-la-opcion-diocesana-por-los-derechos-humanos.html

Ignora Bressanelli que lo sucedido en la trágica década del 70 fue un conflicto bélico de baja intensidad, donde las fuerzas legales enfrentaron a la guerrilla marxista-leninista, que estaba organizada militarmente, con varios miles de combatientes, y que disponía de una logística importante.(fábricas de armamiento y hospitales de sangre, por ejemplo) y cuyo objetivo final era tomar el poder, a través de la “guerra popular prolongada” e instalar un estado socialista”. Sobre esto ya se ha escrito bastante y convendría que Monseñor se desasnara. Por si carece de tiempo, le sugiero leer el testamento del arrepentido ex oficial montonero Héctor Leis (http://hectorleis.blogspot.com.ar/) y las confesiones de otro montonero, Luis Labraña.

Siempre y cuando, claro está, que a Monseñor le interese la verdad de los hechos, que no creo sea el caso. El Vaticano II no dejó obispos, sino ideólogos repletos de soberbia o demagogos de baja estofa. En todo caso, son nuestros enemigos.

Notas catapúlticas

1) Bressanelli celebró el izamiento de la “Wenufoye”, la bandera de los mapuches teledirigidos desde Londres. En la ocasión felicitó al intendente kirchnerista de San Martín de los Andes. http://sanmartinadiario.com.ar/actualidad/9093-el-obispo-de-neuquen-adhirio-al-izamiento-de-la-bandera-mapuche.html

2) El principal ladero de Bressanelli es el cura montonero Rubén Capitanio, referente de la Pastoral Social de la diócesis. Como capellán de la cárcel de Sierra Chica, en 1975 “tenía mucha influencia en el gobierno de Bidegain”, que aprovechó para entregar 250 escopetas Itaka a sus compinches.

http://www.lavoz.com.ar/noticias/politica/otro-exmontonero-asume-que-esa-guerrilla-mato-rucci

3) Capitanio fue “testigo” en el “juicio” contra su ex compañero de Seminario, el padre Christian von Wernich.

http://www.ambito.com/349547-testimonio-clave-en-juicio-a-von-wernich-para-sacerdote-la-iglesia-es-responsable

Su testimonio fue criticado duramente por Monseñor Gilligan, entonces obispo de 9 de Julio.

ihttp://panoramacatolico.info/observacion/notable-a-veces-los-obispos-no-son-mudos

4) Sobre los intentos de reconciliación que dicen alentar los obispos, Capitanio opinó: “…han planteado el tema de manera tan poco lúcida que sólo han provocado un total rechazo a su inexplicable intención” y que “deberán reconocer tarde o temprano que no tienen autoridad moral para opinar sobre este tema”, porque “El Episcopado junto a algún otro sector de la Iglesia (el Obispado castrense, grupos de laicos y sacerdotes) “son parte de los responsables del genocidio porque participaron, encubrieron u omitieron asumir el compromiso que la gravedad de los hechos de esa hora requerían y era obligación de la Iglesia asumir”.

https://www.lmneuquen.com/la-iglesia-no-levanto-la-voz-contra-el-genocidio-n549863