BERGOGLIO APRESURA LA DESTRUCCIÓN ( ahora va por los conservadores)

A estas alturas, solamente un despistado absoluto no se da cuenta de que el propósito de Bergoglio y sus secuaces es liquidar definitivamente el resto de lo bueno-que es poco-que todavía queda en la Iglesia para levantar sobre las ruinas una organización de corte mundialista y onusiana. Y para ello, lo que la célula busca sustituir la religión católica por otra, basada en una filantropía masónica y en el culto a la Madre Tierra con la “conversión ecológica integral”, por referirse nada más al documento de Abu Dhabi y al Sínodo Amazónico que se hará en octubre.

Pero claro está que esa “Contraiglesia” también precisa de la destrucción de la familia tradicional, último baluarte de una sociedad cristiana. Y para eso la célula se sirve de Amoris laetitia, como ariete contra la moral familiar.

En este marco, debe entenderse el golpe de mano ejecutado contra el Instituto Juan Pablo II por el repugnante monseñor Vincenzo Paglia, un personaje de avería especialmente seleccionado por Bergoglio para encargarse de la faena. (Y dejo especial constancia de que no tengo simpatía alguna por el Papa Wojtyla, que insultó a la Iglesia  con el carnaval de Asís y que tampoco creo en la legitimidad de su canonización, pero no puedo negar que su doctrina sobre el matrimonio era básicamente correcta).

Y como con “repugnante” me quedo corto, mejor digo que Paglia es un peligroso degenerado y copio lo que dice Infocatólica sobre un mural que en 2007 encargó para la catedral, cuando era obispo de Terni-Narni-Amelia, confiando el trabajo al homosexual argentino Ricardo Cinalli, donde el mismo Paglia aparece retozando entre culos y mamas.

La imagen del Salvador está pintada de manera de hacer visibles sus partes privadas a través de su traje translúcido. Así lo explicó el autor de la obra, Ricardo Cinalli a La Repubblica, que modeló la cara de Jesús en base a un modelo local porque «la gente ve a Cristo de una manera que es «demasiado masculina».

El Obispo Paglia, junto con un padre Fabio Leonardis, supervisó todos los detalles de la obra, según explica el propio Cinalli.

«Ningún detalle se hizo libremente o al azar», agregó Cinalli. «Todo fue analizado. Todo fue discutido. Nunca me permitieron trabajar por mi cuenta».

El obispo Vincenzo Paglia aparece en una de las redes «eróticas» agarrando a otro hombre semi-desnudo.

Cinalli admite a La Repubblica que las personas desnudas en las redes están destinadas a ser «eróticas», aunque el obispo Paglia trazó la línea cuando Cinalli propuso mostrar a la gente teniendo relaciones sexuales. «En este caso, no había una intención sexual, sino erótica, sí», dijo Cinalli. «Creo que el aspecto erótico es el más notable entre las personas dentro de las redes». Más adelante añadió: «Lo único que no me permitieron insertar fue la copulación de dos personas dentro de esta red donde todo está permitido».

La razón por la que no se le permitió ser tan explícito, dice Cinalli, es que su pintura ya había hecho lo suficiente para demostrar la noción de que el hombre tiene «libertad» en esta vida e incluso en la siguiente, al parecer, para participar en cualquier conducta sexual que él considere apropiada.

«El obispo y el padre Leonardis me dijeron que no pensaban que era necesario llegar a ese extremo para demostrar la libertad que el hombre, que en realidad, tiene en este mundo y en el próximo». http://www.infocatolica.com/?t=noticia&cod=28733

Espero que los “conservadores”-más de un gran amigo tengo entre ellos-tomen nota de que van por ellos y se decidan a militar en las filas de la Tradición. Los esperamos con los brazos abiertos porque será un gran día.

Nota catapúltica

CATAPULTA se ha metido varias veces con el nauseabundo Paglia. Ver http://catapulta.com.ar/?p=3543; http://catapulta.com.ar/?p=2747; http://catapulta.com.ar/?p=1291